sábado, 13 de junio de 2009

Malas rachas: ¿Hay salida?

Muchos jugadores han pasado malas rachas, y esto suele pagarse caro tanto en el equipo como con el jugador que suele terminar traspasado si está en club grande. Hay muchas maneras de afrontar las malas rachas y esto se demuestra con ejemplos:

-El genio Ronaldinho que dijo que las críticas por su mala racha le motivaban aunque acabó en las discotecas, fue traspasado y no logra levantar cabeza.

-Mista que apuntaba a ser un gran jugador se hundió de repente y tampoco ha levantado cabeza, de la élite pasó al pozo.

-El gran mediocampista Sneijder está pasando una mala racha de lesión entre lesión y con mal juego que hace que no se le den otra vez las riendas del Madrid.

- Por último uno de los pocos jugadores que ven luz después de su mala racha: Riquelme. Llegó a estar en el Barça haciendo un juego increíble con Xavi y fue traspasado al Villareal donde jugó bien pero acabó cayendo en el pozo y fue traspasado a Boca donde ha rehecho su fútbol convirtiéndose de nuevo en uno de los más grandes medios argentinos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada